Trabajos del futuro que aún no existen

Con tantos profesionales trabajando desde casa, las organizaciones necesitan expertos en salud, seguridad, ergonomía y salud mental para garantizar que sus empresas no sólo sobrevivan, sino que prosperen mientras trabajan en pijama.

Un gestor de equipos hombre-máquina, o gestor de equipos hombre-máquina, se encargará de que máquinas y humanos trabajen en colaboración en el lugar de trabajo. Para los que decían que los robots nos sustituirán, esta es la prueba de que no lo harán.

Con tantas empresas que están sacando provecho de la realidad virtual, pronto habrá una gran demanda de técnicos de realidad virtual. Estos expertos se encargarán tanto del mantenimiento de la RV existente como de hacer recomendaciones sobre nuevas tecnologías que puedan ayudar a las empresas.

Empleos del futuro 2025

Durante generaciones, hemos pasado el primer tercio de nuestras vidas adquiriendo los títulos universitarios que necesitamos para encontrar trabajo. Estos títulos son los sellos en nuestros pasaportes profesionales que nos allanan el camino para los dos tercios restantes de nuestro viaje. Esto implica que la naturaleza de nuestro trabajo, junto con las habilidades y los conocimientos necesarios para ejecutarlo, permanece inalterable durante toda la vida, lo que por supuesto ya no es cierto. Mientras que nuestros padres probablemente tuvieron un solo trabajo de por vida, la mayoría de nosotros hemos tenido varios, y no sólo trabajos, sino también carreras. Nuestros hijos pueden esperar tener muchos trabajos y carreras a lo largo de su vida profesional, quizás incluso al mismo tiempo, con la maduración de la economía colaborativa.

Leer más  Trabajo en hoteles sin experiencia

Está claro que el futuro del trabajo no consistirá en títulos universitarios, sino en habilidades laborales. Ahora tenemos la oportunidad de orientar a quienes no tienen títulos universitarios hacia carreras de éxito y aumentar la diversidad entre nuestra mano de obra.

Según el Foro Económico Mundial, es probable que más de mil millones de puestos de trabajo, casi un tercio de todos los empleos del mundo, se transformen gracias a la tecnología en la próxima década. Ya lo estamos viendo. Piense en el personal de servicio de su restaurante favorito tomando su pedido en una tableta que está conectada a un sistema central de procesamiento de pedidos en la cocina. La tableta debe funcionar sin fallos para que el restaurante siga funcionando sin problemas. Piensa en las aplicaciones que utilizas para comprar, hacer un seguimiento de los pedidos y simplemente mantenerte informado. La tienda tiene que mantenerlas en funcionamiento a todas horas, día tras día, durante todo el año. Y como cada una de estas tiendas recoge y mantiene los datos de los clientes, que estudian en busca de tendencias, necesitan analistas de datos. También deben asegurar estos datos, lo que significa que deben llevar a cabo operaciones de ciberseguridad.

Empleos bien remunerados para el futuro

Múltiples estudios han documentado que un gran número de puestos de trabajo están en peligro a medida que los dispositivos programados -muchos de ellos sistemas inteligentes y autónomos- continúan su marcha hacia los lugares de trabajo. Un estudio reciente realizado por economistas del ámbito laboral ha concluido que “un robot más por cada mil trabajadores reduce la relación empleo-población en unos 0,18-0,34 puntos porcentuales y los salarios en un 0,25-0,5 por ciento”. Cuando el Pew Research Center y el Imagining the Internet Center de la Universidad de Elon preguntaron a los expertos en 2014 si la IA y la robótica crearían más puestos de trabajo de los que destruirían, el veredicto se dividió por igual: El 48% de los encuestados preveía un futuro en el que se perderían más puestos de trabajo de los que se crearían, mientras que el 52% decía que se crearían más puestos de trabajo de los que se perderían. Desde aquel sondeo de expertos, el futuro del empleo ha sido uno de los temas principales de muchas conferencias importantes en todo el mundo.

Leer más  Trabajos en españa para extranjeros

Se han promovido varias soluciones políticas y de mercado para hacer frente a la pérdida de empleo y salarios prevista por tecnólogos y economistas. Una idea clave que surge de muchas conversaciones, incluida una de las discusiones principales en el Foro Económico Mundial en 2016, es que los cambios en los entornos educativos y de aprendizaje son necesarios para ayudar a las personas a mantenerse empleables en la fuerza laboral del futuro. Entre las seis conclusiones generales de un nuevo informe de 184 páginas de las Academias Nacionales de Ciencias, los expertos recomiendan: “El sistema educativo tendrá que adaptarse para preparar a los individuos para el cambiante mercado laboral. Al mismo tiempo, los recientes avances de las tecnologías de la información ofrecen formas nuevas y potencialmente más accesibles de acceder a la educación.”

Empleos del futuro 2030

El mundo tecnológico en el que vivimos es un mundo lleno de promesas pero también de retos. Los coches que se conducen solos, las máquinas que leen radiografías y los algoritmos que responden a las preguntas del servicio de atención al cliente son manifestaciones de nuevas y potentes formas de automatización. Sin embargo, aunque estas tecnologías aumenten la productividad y mejoren nuestras vidas, su uso sustituirá a algunas actividades laborales que actualmente realizan los humanos, algo que ha despertado una gran preocupación en la opinión pública.

Leer más  Trabajos para viajar por el mundo

Los resultados revelan un rico mosaico de posibles cambios en las ocupaciones en los próximos años, con importantes implicaciones para las habilidades de la fuerza de trabajo y los salarios. Nuestra principal conclusión es que, aunque en la mayoría de los casos habrá suficiente trabajo para mantener el pleno empleo hasta 2030, las transiciones serán muy difíciles, igualando o incluso superando la escala de los cambios en la agricultura y la industria que hemos visto en el pasado.

Anteriormente descubrimos que aproximadamente la mitad de las actividades por las que se paga a las personas en todo el mundo podrían automatizarse teóricamente utilizando las tecnologías actualmente demostradas. Muy pocas ocupaciones -menos del 5%- consisten en actividades que pueden ser totalmente automatizadas.

Por Ricardo Piñero

Hola mundo, soy Ricardo Piñero. En mi blog encontrarás diversas noticias de actualidad.