Argentina

El 12 de septiembre se celebran en Argentina elecciones primarias abiertas, a las que seguirán unas elecciones generales el 14 de noviembre. Los partidos más importantes a nivel nacional son Juntos por el Cambio, de Mauricio Macri, y el gobernante Partido Justicialista, liderado por Cristina Fernández de Kirchner y Alberto Fernández.

Se espera una menor participación como resultado de un antagonismo general hacia la clase política. Es tentador identificar esto con el desempeño económico del gobierno. Argentina experimentó una inflación del 29,1% en los primeros siete meses de este año. Sólo en julio, la inflación fue del 3%. También ha habido una caída de los salarios reales, y la pobreza se ha disparado hasta casi el 45%.

Sin embargo, no podemos achacar todo esto al gobierno. Se trata de problemas a largo plazo. La tasa de inflación entre 2002 y 2019 aumentó un asombroso 103,05%. En los últimos quince años, los precios se han multiplicado por 15. La mayoría de los argentinos que pueden, ahorran en dólares. En las últimas dos décadas, los planes sociales se han multiplicado por diez, pasando de dos a 20 millones. Hace tiempo que la pobreza extrema es habitual.

Una conversación con Sergio Massa

Han pasado unos cien días desde que el peronista de centro-izquierda Alberto Fernández ganó las elecciones presidenciales de Argentina el 27 de octubre de 2019. Asumió el cargo el 10 de diciembre, junto con la ex presidenta (2007-15) y recién estrenada vicepresidenta, Cristina Fernández de Kirchner (sin parentesco).    Las principales prioridades de la nueva administración son la reactivación de la economía, la reestructuración de la deuda soberana para evitar un impago desordenado y la recuperación de la confianza.

Leer más  No puedo ingresar a mi anses

Sin embargo, la formación de este nuevo gobierno, así como las recientes medidas políticas, ponen de manifiesto el difícil equilibrio al que se enfrenta el nuevo presidente, al tratar de atender las diversas demandas de las distintas facciones peronistas, del pueblo argentino y de los inversores. Entre las muchas incertidumbres, una cosa es segura: las dificultades económicas de los argentinos aún no han terminado.

El Presidente Alberto Fernández es generalmente considerado un peronista moderado, a diferencia de la Vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, que pertenece a la facción de la izquierda. El nuevo gabinete parece ser un compromiso entre los peronistas moderados y los leales a la Sra. Fernández de Kirchner (los llamados “kirchneristas”). Las elecciones de Fernández para puestos económicos clave demuestran su enfoque centrista, pero también indican claramente un alejamiento de las políticas ortodoxas aplicadas por el anterior gobierno de Macri (2015-19). Entre los nombramientos figuran el del economista y crítico del FMI Mártin Guzmán como ministro de Economía y el de Miguel Ángel Pesce como gobernador del Banco Central. Pesce fue vicepresidente del banco central (2004-15) bajo varios gobiernos de Kirchner y fue un crítico de la política monetaria ortodoxa de Macri. Otros puestos clave fueron ocupados por kirchneristas de izquierda, como los de ministro de Agricultura, Interior y Defensa, jefe de la autoridad fiscal del gobierno y fiscal general.    Además, la Sra. Fernández de Kirchner tiene un poder significativo en el Congreso, que el vicepresidente preside constitucionalmente, y donde su hijo Máximo Kirchner encabeza el bloque peronista de la cámara baja.

Leer más  Movistar tv e internet

Medidas económicas de alberto fernández 2021

La gran mayoría de la población acepta el Estado-nación como legítimo. Todos los individuos y miembros de grupos tienen derecho a adquirir la ciudadanía sin discriminación. Ningún grupo relevante de la sociedad cuestiona la definición de ciudadanía o la validez de la constitución del estado. La constitución reconoce la identidad étnica y cultural de los pueblos indígenas y establece que el Congreso protegerá sus derechos a la educación bilingüe, reconocerá sus comunidades y la propiedad comunal de sus tierras ancestrales, y permitirá su participación en la gestión de sus recursos naturales. Muchos argentinos se equivocan al creer que no hay pueblos indígenas en su tierra. Sólo el 3% de los ciudadanos cree que la población indígena es la más discriminada del país. El uso de términos peyorativos, que los lugareños comparan con vagos, ignorantes y salvajes, forma parte del lenguaje cotidiano en Argentina. Estos falsos estereotipos han obligado a muchos indígenas a lo largo de los años a ocultar su identidad para evitar la discriminación racial. Muchos pueblos indígenas, como los mapuches de la Patagonia y los tobas y kolas del norte, están muy desatendidos por el gobierno, sufren de forma desproporcionada las enfermedades y la pobreza extrema, y se les sigue negando la tierra y los derechos humanos. Sólo 11 de las 23 provincias argentinas tienen una constitución que reconoce los derechos de los pueblos indígenas.

Medidas económicas de alberto fernández en línea

El 10 de diciembre se cumplió un año de la toma de posesión de Alberto Fernández como presidente de Argentina. Ganó con una aplastante victoria sobre el actual presidente Mauricio Macri. La carrera política de Fernández despegó a principios de la década de 2000, cuando fue jefe de campaña y jefe de gabinete de Néstor Kirchner.

Leer más  Memes del presidente hoy

Tanto en la campaña como desde su elección a la Casa Rosada, Fernández ha destacado repetidamente la continuidad entre el proyecto político de Kirchner y su propio programa. Como declaró, visiblemente emocionado, en el décimo aniversario del fallecimiento de su mentor: “en mi vida ha habido un antes y un después de Néstor”, añadiendo: “mi deber es terminar la tarea que empezó Néstor y que continuó Cristina”, en referencia a Cristina Fernández de Kirchner, ex presidenta (2007-2015), actual vicepresidenta y viuda de Néstor. “Vamos a poner a Argentina de pie, como me enseñó Néstor”.

La gestión de la deuda pública y el trato con el FMI han sido dos de los problemas más persistentes de Argentina en los últimos años. Como dijo Néstor Kirchner en su discurso de investidura en mayo de 2003, se propuso “pasar una página de la historia”, dejando atrás el modelo neoliberal que llevó a “la consolidación de la pobreza y la condena de millones de argentinos a la exclusión social, [a] la fragmentación nacional y a una enorme e interminable deuda externa”.

Por Ricardo Piñero

Hola mundo, soy Ricardo Piñero. En mi blog encontrarás diversas noticias de actualidad.